Etiquetado: Shakespeare

Día Internacional del Libro III

Llegamos al ecuador de esta semana tan especial, con el Soneto CXXX de Shakespeare, posiblemente el más divertido de todo el poemario. No es el más popular, debido, quizás, a que la imagen proyectada no es ni bella ni mucho menos idílica.

Sin embargo, estos versos representan con una precisión calculada la esencia del soneto inglés o isabelino, ese giro final que resuelve y aclara, por si quedasen dudas.

En esta ocasión, es Ángel Colomé quien presta su voz, bajo la dirección de Alfonso Romera, para hacernos llegar este poema grabado en AM Estudios. ¡Muchas gracias!

SONETO CXXX

Los ojos de mi amada no son nada comparados al sol;

el coral es más bermejo que el bermejo de sus labios;

si la nieve es blanca, sus senos son de un moreno subido;

si los cabellos son como hilo de hierro, sobre su cabeza son hilos de hierro negro.

He visto rosas de damasco rosas y carmesíes,

pero no he notado sobre sus mejillas parecidas rosas.

Y en algunos perfumes se encuentra más deleite

que en el hálito que difunde mi amada.

Me cautiva su voz y, no obstante,

sé que la música tiene acentos más encantadores.

Confieso que jamás he visto andar a una diosa;

mi amada, cuando camina, pisa la tierra.

            Y sin embargo, por el cielo, creo que mi adorada es tan sobresaliente

            que, junto a ella, todas las comparaciones son falsas.

SONNET CXXX

My mistress’ eyes are nothing like the sun;

Coral is far more red than her lips’ red;

If snow be white, why then her breast are dun;

If hairs be wires, black wires grow on her head.

I have seen roses damasked, red and white,

But no such roses see I in her cheeks;

And in some perfumes is there more delight

Than in the breath that from my mistress reeks.

I love to hear her speak, yet well I know

That music hath a far more pleasing sound;

I grant I never saw a goddess go;

My mistress when she walks treads on the ground.

            And yet, by heaven, I think my love as rare

            As any she belied with false compare.

_

Anuncios

Día Internacional del Libro I

Con la colaboración de alumnos y profesores de AM Estudios, vamos a celebrar el Día del Libro durante toda la semana.

Hoy, lunes, empezamos con el Soneto I de William Shakespeare en voz de Rafael Usaola, bajo la dirección de Alfonso Romera.

 

¡Gracias!

 

SONETO I

Deseamos ver multiplicarse las más bellas criaturas

para que la rosa de la belleza no pueda nunca perecer

sino que cuando la más eflorescente haya de deshojarse por efecto del tiempo

logre su tierno vástago perpetuar su memoria.

Pero tú, desposado a tus mismos ojos radiantes,

nutres la llama de tu luz con la combustión de tu misma esencia,

produces el hambre donde reina la abundancia

y, enemigo de ti propio, te muestras demasiado cruel para con tu linda persona.

Tú, que eres ahora el fresco ornamento del mundo

y el único precursor de la alegre primavera,

sepultas tu satisfacción en tu propio capullo

y, precoz avariento, despilfarras economizando.

Apiádate del mundo o si no, voraz como eres,

te unirás a la tumba para devorar lo que se debe al mundo.

SONNET I

From fairest creatures we desire increase,

That thereby beauty’s rose might never die,

But as the riper should by time decease,

His tender heir might bear his memory.

But thou, contracted to thine own bright eyes,

Feed’st thy light’s flame with self-substantial fuel,

Makin a famine where abundance lies,

Thyself thy foe, to thy sweet self too cruel.

Thou that art now the world’s fresh ornament

And only herald to the gaudy spring,

Within thine own bud buriest thy content

And, tender churl, makest waste in niggardin.

            Pity the world, or else this glutton be,

            To eat the world’s due, by the grave and thee.

Portadilla del libro de Sonetos de Shakespeare

Portadilla del libro de Sonetos de Shakespeare